fbpx

Errores ponen en riesgo la convocatoria y consulta de planeación, advierten diputados de Acción Nacional

En 2021 la Jefa de Gobierno y el Instituto de Planeación hicieron un primer intento por emitir el Plan General de Desarrollo y el Programa General de Ordenamiento Territorial; sin embargo, esa convocatoria quedó sin efecto debido a que no cumplía los requisitos que exige la Ley.

Un año después, la historia se repite, ya que la convocatoria, el proceso de consulta y los documentos propuestos siguen sin cumplir lo establecido en la Constitución y la Ley, por lo que nuevamente hay inconsistencias, afirmaron los legisladores panistas Gabriela Salido y Federico Döring.

Al ser cuestionados por este proceso de consulta que comienza el día de hoy, según se establece en la Gaceta de la Ciudad del pasado 8 de julio; Gabriela Salido, señaló, “existen omisiones que se han ido acumulando, por ejemplo, la Convocatoria no cumple con el plazo para que el Plan entre en vigor, es decir el 01 de octubre de este año, al señalar que la Consulta terminará hasta el 8 de enero, lo que deja claro que nuevamente hay errores”.

Y advirtieron que con esta consulta, se están juntando varias etapas del proceso de Planeación, ya que ambos documentos no debieron consultarse al mismo tiempo, “la Constitución es clara al señalar que el Programa de Ordenamiento Territorial debe alinearse al Plan General de Desarrollo, sin embargo, hoy no contamos con un Plan aprobado, lo que deja a la ciudadanía sin referencia para saber si cumple o no; lo que muestra una clara intención de las autoridades por desestimar las opiniones vecinales”, señaló Federico Döring.

“Vemos falta de información y claridad, que deja a los ciudadanos sin la certeza de cómo y cuándo participar, pues la convocatoria dice que el lugar, fecha y hora de las actividades se dará a conocer después en la página del Instituto y sus redes sociales; dejando en estado de vulnerabilidad a un sector de la población que no cuenta con redes sociales”, señalaron los diputados.

Salido Magos lamentó que el proceso no cumpla con los requisitos de ley y tampoco haya sido difundido lo suficiente, “la consulta debió anunciarse ampliamente y en diferentes medios, sin embargo, a pesar que la Jefa de Gobierno hoy cuenta con el nuevo Servicio de Medios Públicos de la Ciudad de México, no hizo uso de todas las herramientas a su alcance, pareciera que el objetivo fuera no tener participación ciudadana”.

Así mismo, destacó que siempre han existido procesos de planeación para elaborar estos documentos, sin embargo, “lo importante es que ahora en todas las etapas se debe contar con la participación ciudadana, eso es lo innovador, además de plantear nuestra Ciudad para los siguientes 15 y 20 años; lamentablemente el Instituto no ha emitido criterios para saber qué participaciones serán tomadas en cuenta y cuáles no, y existe el riesgo que sea discrecional”, concluyó la legisladora.

Por su parte, el diputado Döring enfatizó, “es una simulación, pues hoy no contamos con el Consejo Ciudadano y todo lo que ha hecho el Instituto ha sido a espaldas de la Ciudadanía, pues ni siquiera es claro cómo armaron los documentos que hoy se consultan, y eso, ya vulneró el derecho de todos a participar en la etapa de formulación”.

“A pesar de que el Programa de Derechos Humanos forma parte del Sistema de Planeación, cada acto u omisión de las autoridades tiene vicios de legalidad y viola diferentes derechos, por ejemplo, a la buena administración pública, a la información o a una ciudad incluyente, pues ni la convocatoria ni la consulta garantizan estar al alcance de todas y todos”, concluyeron.

0 Shares
Back to Top
Copy link
Powered by Social Snap