fbpx

La ley debe garantizar que nuevas construcciones en la CDMX destinen mayor porcentaje de superficie para áreas verdes, Dip. Gaby Salido

A fin de establecer que por lo menos el 70 por ciento del área libre de cada nueva construcción en la ciudad, se destine por ley a un área verde a nivel de banqueta preferentemente con acceso público, la panista Gabriela Salido, presentó ante el pleno del Congreso capitalino una propuesta para modificar Ley Ambiental de Protección a la Tierra del Distrito Federal.

“La incorporación de estos elementos verdes a las construcciones requiere de planeación, a fin de alcanzar el máximo beneficio, por lo que hoy en día, es nuestro deber en este Congreso Local reforzar el marco jurídico que permita la inclusión de más áreas verdes, con plantas, arbustos y flora, en la Ciudad de México”, señaló la legisladora.

Es este orden de ideas que se hace necesario homologar con la Ley, lo que en materia de Desarrollo Urbano existe en las normas Generales de Ordenación, que establecen los metros cuadrados que se pueden construir en un predio, lo que determina el porcentaje del terreno que debe dejarse como área libre.

En cuyo caso de acuerdo a la norma 4, será destinada como área caminable, con material permeable para abonar a la filtración de agua y generar beneficios medio ambientales con la recarga de mantos acuíferos.

Sin embargo, durante su exposición, Salido Magos, puntualizó que, para la planeación y desarrollo de obras nuevas, no se cuenta desde la legislación ambiental con normas jurídicas claras para fomentar el respeto a los árboles y elementos verdes, pues de facto resulta conveniente derribarlos o provocarles la muerte, priorizando intereses privados, dejando de lado el bien común de las y los capitalinos ante la clara huella ecológica provocada por el acelerado crecimiento de la ciudad.

Es importante señalar que esta propuesta, fue presentada durante el primer año de ejercicio de la presente legislatura por la actual promovente, y fue desechada por la falta de dictaminación de la misma Comisión de Preservación del Medio Ambiente, Cambio Climático y Protección Ecológica, a la que hoy es turnada.

Razón por la cual Gabriela Salido, manifestó que esta reforma llega tarde, ya que de haberse aprobado oportunamente, se hubiera evitado el masivo derribo de 180 árboles para dar paso a la construcción de la nueva Embajada de los Estados Unidos en esta ciudad, o bien a la tala en el Bosque de Chapultepec para incrementar las áreas para caminar.

Por lo que afirmó, “esta iniciativa que someto a su consideración es una oportunidad para aumentar el número de áreas verdes en la ciudad, con una proyección a futuro, a fin de incrementar los beneficios ambientales, y también mejorar la salud y calidad de vida de quienes habitamos esta ciudad”.

Y finalizó cuestionando al pleno, “Si no somos capaces de entregarle algo mejor de lo que recibimos a las nuevas generaciones, ¿Qué estamos haciendo aquí?”

0 Shares
Back to Top
Copy link
Powered by Social Snap